Early adopter, freaky, usuario avanzado… muchas son las formas en las que se puede denominar a los usuarios que tendemos a provar las nuevas evoluciones tecnológicas muchas de las cuales acaban desapareciendo y algunas de ellas acaban integrándose en nuestro día a día. Se dice que uno de los criterios para que una de estas tecnologías se consolide es su numero de usuarios… bien yo creo que no siempre.

En los últimos días, y después de ver acciones como la de Harley Davidson, he estado probando Chatroulette. Se trata de un servicio mediante el cual estableces contacto con otras personas al azar y a través de un vídeo chat. Accedes al servicio, activas tu vídeo cámara y a la derecha apareces tu y a la izquierda se van cargando (al azar) conexiones de otras personas. Si lo que ves no te gusta le das al F9 y aparece otra persona.

chat

De este experimento he sacado varias conclusiones, que no pretenden ser afirmaciones estadísticas sino simples impresiones:

  1. A los hombres nos gusta mucho mostrar nuestro miembro. En una gran cantidad de las imagenes aparecen hombres acariciando su miembro… eso si, sin mostrar su cara.
  2. No hay conversación. a pesar de haber intentado iniciar conversaciones en la mayoría de los casos la respuesta ha sido un F9 y a otro usario (quizá sea mi cara que no gusta, claro).
  3. Mujeres en pareja, hombres en solitario. A ver si esto será como cuando vamos al baño?
  4. Aburrido, muy aburrido. Está claro que mucha gente lo encontrará divertido (se habla de más de 500.000 usuarios unicos al dia) pero sinceramente he tenido la sensación de estas perdiendo el tiempo.
  5. Muchos probadores, pocos usuarios. Navegando he tenido la sensación  de ver a mucha gente probando el invento, viendo como funcionaba, a la espera de encontrar algo que les llamara la atención.

Sin duda se trata de un análisis muy sesgado y poco científico, aunque a mi me sirve para convencerme que no, que de momento esto de Chatroulette no tiene sitio en mi universo de espacios con previsiones de consolidación y de uso masivo. ¿las marcas? seguro que harán pruebas, pero más allá de alguna acción que genere una cierta notortiedad (como la comentada de Harley) no sería un espacio que recomendaría.

Claro está que puedo estar totalmente equivocado.. pero a mi suena a esos chats de hace años donde todos teníamos 17 años, pelo rubio y con un nombre seductor nos hacíamos pasar por la mujer que no eramos.