Curiosamente algunas empresas creen que ante soportes distintos hay que mostrarse de forma distinta, cuando en el fondo lo relevante es que en la mente del consumidor tengamos un espacio, como marca, definido y coherente, y único, con independencia del canal o soporte mediante el que nos relacionamos con nuestros clientes. Así hay marcas que creen que Internet es un espacio para jóvenes y cuando posicionan su marca o realizan acciones de comunicación en este soporte adoptan un lenguaje distinto a los medios off-line, o creen que en Internet se valora más el precio y adoptan una política de descuentos en este canal, sin que en su entorno off-line sea ésta su línea habitual de actividad.

Pero estas marcas olvidan un concepto llamado “Posicionamiento“, concepto que podrí­amos definir (usando la definición que David Riu y Ramon Ollé usan en su “el nuevo brand managment“) como “la acción de apropiarse de una palabra o imagen en la mente del consumidor“. Es decir, ¿una marca puede tener un posicionamiento fuera de Internet y otro en la red?

Creo que en ningún caso el posicionamiento puede ser distinto; los usuarios cada vez más nos relacionamos con las marcas a través de varios soportes, de forma que nos puede costar entender mensajes distintos en función de este soporte. Por ejemplo… ¿que palabra viene a tu mente cuando piensas en el Corte Ingles?… Seguro que no será ni “ofertas“, “descuentos” o “Precios“, ¿verdad?

ScreenShot833

Cuando acudes a su página web destaca en su parte central las ofertas, y en la misma aparecen los precios destacados de sus productos.

¿conoces más casos de este posicionamiento distinto en función del canal?